100km del Sahara 2023

Nuevo rumbo después de 20 de años de historia.

El mundo del trail running evoluciona sin prisa pero sin pausa y el mundo del extremo se va poco a poco asentando, con su cuota de “zumbaos” que se empeñan en correr distancias imposibles, al menos imposibles de correr. Muchas carreras a nivel internacional han notado una reducción en el numero de inscritos en las distancias más largas por lo que han tenido que crear, si no lo tenían ya, carreras mas cortas para conseguir corredores.

Incluso en los campeonatos del mundo ITRA, los únicos oficiales de verdad, la distancia mas larga no llega a los 80km. Con este panorama, la 100km del Sahara no podía ser menos.

La carrera mas icónica y longeva de la organización hispano-Italiana Zitoway ha llegado el año pasado a cumplir las 20 ediciones y después de una larga historia abriendo las puertas del desierto a los corredores aprendices de aventureros, ha decidido seguir en esa carrera de democratización del correr en el desierto y dar otro paso mas allá con algunos cambios sustanciales al histórico programa.

La carrera original ya había cambiado ligeramente su recorrido con el pasar de los años ya que las primeras ediciones iban desde Chenini hasta Ksar Ghilane, dos oasis al sur de Tunez que distan 100km y posteriormente se fue desplazando mas hacia el oeste por motivos logísticos y se cambió a un recorrido desde Ksar Ghilane a Douz. Aunque la idea original seguía intacta: unir dos oasis del sur de Tunez separados 100km.

Se montaban campamentos con jaimas beréber entre medias y al final, en 4 o 5 etapas, (a veces había una nocturna), se recorrían los 100km a pie. Una espectacular aventura que se ha llevado a cabo durante los últimos 20 años, bueno, algo antes porque con la primavera árabe y el covid hubo que anular alguna edición.

Al cumplir estos 20 años de historia la propia organización ha querido dar la oportunidad a mas gente de disfrutar del estupendo desierto Tunecino y ha diseñado una 100km del Sahara actualizada a unos requisitos mas modernos con un programa adaptado a la nueva demanda.

La primera gran novedad es que los campamentos no son 4 sino solo uno y de dormir en el suelo en jaimas beréber se pasa a dormir en una tiendas monísimas con camas y duchas en cada tienda en un campamento que se puede clasificar sin duda como Glamping. Lógicamente no hay que hacer y deshacer cada día las maletas, con las ventajas que eso conlleva. 

La comida es una mezcla entre la tradicional tunecina y la Italiana, ya que la organización lleva un chef a la altura, por lo que se come estupendamente y una dieta variada es perfecta para cualquier corredor. El campamento Tinirí, que así se llama, además de las tiendas comodísimas, tiene una carpa restaurante y otra como Bar y Salón donde se puede uno relajar después de las etapas. Esta montado en una especie de bahía de dunas altas lo que los convierte en un lugar muy peculiar y espectacular.

La parte deportiva, al estar basados en un solo campamento se ha tenido que adaptar aunque en mi opinión con gran éxito. Las etapas, que en este caso son 5 ya que vuelve la nocturna, salen y entran en el campamento como los pétalos de una flor y los corredores pueden llegar a conocer todos los puntos mas llamativos de la zona. El campamento se encuentra en medio del Gran Erg Oriental, con la montaña de Tembaine que preside el entorno.

Las etapas son de 12, 21, 12, 30 y la última de 24 kilómetros.

Este año no deja de haber novedades y otra muy interesante es la aparición de una carrera especial para caminadores: la 50km del Sahara, con casi todas las distancias reducidas a la mitad, para que dada la velocidad de los caminadores, los tiempos necesarios para completar las etapas sigan siendo lógicos y tambien ellos puedan disfrutar del desierto.

Tembaine es una zona mítica del desierto del Sahara. En bereber, quiere decir, “La montaña que se ve de lejos” y es bastante cierto, ya que es una referencia clara desde muchos kilómetros de distancia. Probablemente un punto singular para los beduinos que se desplazan por el desierto que les ayuda seguramente a orientarse.

Desde la cima de Tembaïne, la vista panorámica de las interminables extensiones de dunas es impresionante. Para los nómadas beduinos, estas dos montañas representan un hito imprescindible, situadas a sólo 30 kilómetros del famoso lago Houidhat Reched, conocido por sus manantiales de agua termal a una temperatura de 37°C.

La 100km del Sahara no es una carrera normal, probablemente ninguna carrera en la que se convive una semana lo es, pero esta carrera es especial porque esta diseñada para permitir conocer el desierto a personas que quizás no tienen la experiencia necesaria.

La seguridad es total y la Zitoway lleva 20 años acompañando gente al desierto a disfrutar de una increíble experiencia. La frase favorita de Adriano Zito, el fundador es: El extremo comienza aquí.

Acerca de la Zitoway
La Zitoway organiza dos tipos de carreras, de desierto y de playa. De desierto hay dos carreras, la 100km del Sahara y al 100km of Namib desert, en Namibia.
En cuanto a la playa, por ahora esta la Formentera to Run, del 26 de Mayo al 1 de Junio y la Formentera TRAIL que se celebrará en 2024 el 1 de Junio